Las hadas son seres mitológicos que provienen de imaginarios muy antiguos. Desde siempre han existido historias, canciones, rimas y experiencias en las que las personas de alrededor del mundo han contado algo sobre ellas, y su tradición ha pervivido a lo largo del tiempo, hasta ahora.

Las hadas forman parte del imaginario europeo antiguo proviniendo sus historias, sobretodo, del norte, de las zonas boscosas y montañosas. Estos seres etéreos y feéricos son muy diferentes de otros, y también muy especiales.

Conectar nuestra energía y nuestro hogar o aula con las hadas significa mucho más de lo que, a simple vista, pudiera parecer. ¿Por qué? Porque la energía de las hadas es suave, amorosa, dulce, natural y muy, muy delicada.  Para hacerlo tenemos que saber un poco más de ellas, pues hay algunos puntos en común, que todas las historias y tradiciones de hadas han conservado por igual, y que son importantes a la hora de introducir sus imágenes en nuestro hogar, y son las siguientes:

– Las hadas nunca han tenido intención de establecer una relación con los seres humanos, pues desconfían de nosotros y no nos necesitan: En todas las historias, leyendas y mitos en los que las hadas aparecen, que no son pocos, estos seres se muestran independientes, reservados, etéreos. Y si un humano se ha empeñado en entrar en su mundo, en descubrirlas, se le ha castigado por ello.

– Las hadas, por tanto, no desean ser descubiertas, desean mostrarse cuando así lo deciden, y esto pasa en muy pocas ocasiones. Se dice que solamente se muestran delante de una persona de corazón puro (algo que comparten con los unicornios), y aún así éste no es el único requisito para que lo hagan.

– Molestarlas e invadir su espacio puede conllevar un castigo por su parte, pues son juguetonas, mágicas y tienen un sentido del humor muy desarrollado.

– Alguna leyenda explica que solamente pueden ser vistas por las personas nacidas en domingo.

– Habitan en todos los espacios naturales limpios y no excesivamente modificados por los humanos, y en cada uno de ellos estas hadas son diferentes, y se les conoce por un nombre diferente: por ejemplo, las hadas de los manantiales y ríos montañosos, lagos y cascadas, son muy diferentes a las hadas del bosque profundo, de las flores o  de las nieves.

– Su energía y vibración es muy alta, así que para poder verlas tenemos que vibrar lo más alto posible.

– No se acercan a ciudades en las que los ruidos, contaminación, humos y asfalto son una realidad.

Estos puntos son comunes en las historias y mitos sobre ellas, y hay que conocerlas.

 

¿Por qué conectar con las hadas, con los más pequeños?

– Porque los niños y las niñas viven más desde la sensación, la emoción y la parte espiritual de la vida, que los adultos.

– Porque la parte racional aún no se ha desarrollado plenamente en ellos y, por tanto, son capaces de acercarse al mundo mágico desde una mirada, un respeto y un sentir que, de mayores, es más complicado de realizar.

– Porque los seres mitológicos que han llenado leyendas de nuestra cultura, historias que se han convertido en imagenería popular, en nuestras tradiciones más apegadas a la tierra, son las semillas de la espiritualidad y la belleza de nuestro mundo, de la Vida Interior. Las hadas, en concreto, aportan dulzura, belleza, diversión, alegría, vida. Aportan medicina para el alma, una tan suave y dulce que resulta perfecta para los más pequeños.

Creamos o no creamos en la existencia de estos seres mágicos, la realidad es que si se ha hablado tanto de ellos, hasta el punto de convertirse en imaginario colectivo, es porque la medicina que ofrecen sus imágenes es buena para el alma del ser humano.

 

¿Cómo conectar con las hadas, con los más pequeños?

Mayo es un mes perfecto para conectar con ellas, pues a Maeve, la Reina de las Hadas, se la celebraba en Beltane desde la antigüedad, y por tanto éste ha sido el momento en el que en todas las comunidades ancestrales se ha hablado más y más de hadas, mediante cuentos y canciones. De hecho, las mujeres y niñas celtas y más norteñas, vikingas, se vestían en primavera y en verano con atuendos y decoraciones muy parecidas a cómo se cree que visten y se peinan las hadas de esta época: vestidos largos suaves con motivos naturales, coronas de flores o flores por el cabello…

Para conectar con las hadas en nuestro hogar, o en cualquier espacio, es necesario que éste esté lleno de materiales naturales: maderas, telas, cerámica… Los plásticos y demás materiales manufacturados en exceso y contaminantes no son de su agrado. Además, los olores son muy importantes para ellas, así que los difusores de aceites esenciales, inciensos y esencias dulces y muy femeninas como las de lavanda, rosa o geranio les encantan. Si hay alguna flor con tiesto, o jardín, mejor aún.

  • Cartas “Flower Fairies”, de Mary Baker, del 1923: Soy una completa enamorada de esta baraja de cartas de las hadas de las flores que, además, nos abren todo un universo de posibilidades para trabajar muchos aspectos de la naturaleza a través de ellas. En la imagen que veis a continuación se ha hecho una propuesta de brazalete con la flor de la carta del hada Pansy.

Esta imagen es de Instagram: Wild Wattle Folk.

 

Hadas y flores, en primavera, van siempre de la mano, y por ello podemos aprovechar para aprender más sobre la flora de nuestro territorio a la vez que creamos un espacio en el hogar conectado a la energía más sutil y delicada, la de estos dos seres: flores y  hadas.

Imagen de Lacy Arrowsmith.

 

Un cuenco y cucharones con piedras de colores, semillas, flores, hojas… y algunos cuentos de flores, como los de Elsa Beskow (que, por cierto, no está aún traducido ni al castellano, ni al catalán), son una apuesta 100% maravillosa.

 

Pero, además, hay álbumes ilustrados recientes muy bellos sobre flores. Este es uno de mis preferidos:

Lámina ilustrada del cuento “The Flowers Festival”, de Elsa Beskow.

 

  • El instituto de hadas “Faery Studies Institute” se encarga de realizar estudios, actividades y manualidades para reconectar con la energía de las hadas, y hay ejemplos realmente bellos de sus trabajos. Algunas de las propuestas son complejas, pero nos pueden servir de guía, de ejemplo o inspiración para realizar algo más sencillo.

Imágenes de la cuenta de Instagram de Faeries Studies Institute.

 

Colgar en cada estancia un hada de inspiración Waldorf: la pedagogía Waldorf está íntimamente ligada a los ciclos de la naturaleza, y a las tradiciones de la tierra, y por ello me entusiasma tanto. Estoy convencida de que su creador, Rudolf Steiner, era un ser humano conectado a otro nivel vibracional, pues comprendió cuando los estudios científicos aún no le daban la razón que solamente se aprende desde la emoción, por lo que los espacios y materiales de juego y aprendizaje (que viene a ser lo mismo) bellos, eran imprescindibles. Así es: Belleza = emoción = aprendizaje asegurado.

En cada estación el hada determinada, con los colores y elementos propios de la misma. En cada etapa vital el hada determinada, con los símbolos y elementos determinados. Las hadas Waldorf se realizan con lana cardada de oveja tintada, 100% natural. ¡A las hadas les tienen que encantar sus representaciones en lana!

Imagen de Escuela Waldorf Alicante.

 

Hay multitud de tutoriales en internet para aprender a hacer hadas Waldorf, y también las podemos comprar. ¡Pero de verdad que todas y todos somos capaces de hacerlas, pues la técnica es sencilla y siempre, siempre quedan bien!

 

Crear un jardín de hadas:

Puedes hacerlo en la naturaleza o en casa. Si encuentras un recipiente de madera puede servirte para crear adentro el jardín de hadas y ponerlo en el centro de mesa, por ejemplo. Pero también puedes ir a la naturaleza, con los pequeños, a ofrendar el jardín a las hadas que moren por allí.

Imagen de Tiffany Castellani

Imagen de una escuela Waldorf en California.

*Extracto del curso «Crianza Cíclica Primavera – mayo». Si te ha gustado lo que has leído, infórmate aquí.

*La imagen de la portada es una ilustración de Elsa Beskow, del libro: «The flowers festival».

Crianza Cíclica: Las hadas: ¿Cómo y por qué conectar con ellas?
Etiquetado en:     

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *