En nuestra cultura, cuando a una niña le llega la primera menstruación nadie siente que deba felicitarla. Porque, claro, la menstruación no es algo bello que se tenga que vivir con gozo, que se pueda festejar. Pero esta concepción de los ciclos vitales de la mujer que está presente en nuestra cultura occidental desde no hace tanto tiempo (el origen del pudor y la vergüenza se remontan al cristianismo), y en otras culturas e incluso la nuestra, durante muchísimo tiempo se ha vivido de manera totalmente diferente.

Conocer a fondo el ciclo menstrual en todos los niveles no solamente es importante a nivel racional, como conocimiento, sino que también es crucial para que esta niña que va siendo mujer pueda vivirse plenamente desde el placer, aprenda a amar su cuerpo, y a valorarlo, pueda comprenderse a nivel emocional y psíquico, y por tanto, vivir mejor. Estoy convencida de que muchos problemas de violencia sexual y/o trastornos alimentarios, adicciones, etc. en mujeres, se disiparían si éstas hubieran aprendido de las manos de sus mamás, tías, abuelas, maestras… de las mujeres de su comunidad, el verdadero sentido de ser mujer, el verdadero sentido del ciclo menstrual. Y este es el principal objetivo de este curso.

Siempre empiezo mis talleres lanzando una pregunta a las mujeres adultas que asisten. Les digo: “¿Por qué somos mujeres que hace años que menstruamos reuniéndonos para conocer qué es realmente el ciclo menstrual? ¿No tendríamos que ser ya expertas en ello?”. Y a partir de ahí se desata un diálogo precioso en el que cada una explica cómo vivió su primera sangre y cómo esta experiencia la ha marcado hasta el momento presente.

Este curso nace de la ilusión por no hacer nunca más esta pregunta a una mujer adulta. Porque si acompañamos a las niñas desde el comienzo, se convertirán en adultas conscientes de sus procesos vitales y capaces de vivirse desde el respeto y el amor hacia sus cuerpos, hacia ellas mismas y hacia todas las personas que las rodean.

Pero, ¿cómo? Esto también lo tengo claro :) Formando a las mamás, a las tías, a las abuelas, a las maestras… A toda mujer adulta que se relacione de alguna manera con niñas, y sienta el deseo de acompañarlas en este camino. Por lo tanto este curso es para todas ellas.

He gestado un curso en el que te transmitiré diferentes herramientas para, desde muy pronto, no desconectar a las niñas de la naturaleza, del ciclo de la luna y de las estaciones (básicos todos para poder comprender el propio ciclo menstrual).

El curso empieza explicando y ofreciendo herramientas dirigidas a niñas de entre un año y medio y 8 años. ¿Qué puedo hacer en casa como mamá, o en la escuela como maestra, para que estas pequeñas crezcan conectadas a los ciclos?

El curso continua, de forma mucho más intensa (pues a partir de aquí es cuando podemos trabajarlo de verdad), transmitiendo el conocimiento y las herramientas para acompañar a niñas a partir de 8 años, y hasta el momento en que les llegue su primera menstruación.

Por supuesto habrá propuestas y explicaciones claras de ritos de paso para que puedas ofrecer la celebración de la menarquía que no tuviste tú, a tus niñas, en cuanto sea el momento. Habrá cuentos, manualidades para hacer juntas, música… Lo tendrás todo.

El curso está hecho para que puedas trabajarlo individualmente, a tu ritmo, desde tu propia casa, pero con asistencia y tutorización continua. De esta manera podrás adaptarlo a tu tiempo y horarios sin problema. Recomendamos realizar una tutoría individual, en directo, mediante videoconferencia, con nosotras, al finalizar cada tema.

Productos relacionados